My title page contents

¿Tanto dinero para la guerra?

Imágenes de niños reclutados por la FARC, Colombia 2010.

por Jorge Uribe Piedrahíta
Comunicador Social/Periodista Colombia

Según el Instituto Internacional de Estudios para la Paz, en 2009 Colombia invirtió el 3,7% de su PIB en gastos militares, que en total suman 10.055 millones de dólares (más de 19 billones de pesos).

En 2009, el gobierno brasileño encabezó el gasto militar en Latinoamérica con 27.124 millones de dólares, y Venezuela con 25% menos que el país de la Zamba; según informó el Instituto de Estocolmo. De acuerdo con  dicho documento, después de Brasil, se ubica Colombia con un incremento del 11% en relación con 2008, y Chile, con 5.683 millones, pese a una rebaja del 5%, motivada por la caída del precio del cobre.

El gobierno mexicano quedó en el cuarto lugar con 5.490 millones de dólares, justificado por los operativos militares que se han puesto en marcha después del aumento de tráfico de drogas. Venezuela ocupa el quinto lugar con 3.254 millones, sin tener presente algunos reportes que haya ocultado el mandatario de este país, que es experto en maquillar informes.

Argentina invirtió 2.608 millones, con lo que ocupa el sexto lugar, por delante de Ecuador, con 1.821 millones y un incremento del 18% en relación con 2008. Perú, con 1.502 y Uruguay con 496 millones.

Teniendo en cuenta la década que finalizó, Ecuador aparece en el primer lugar con un incremento exponencial del 241%, por delante de Colombia con el 111%, Chile con 48%; Uruguay con 41%; Brasil con 39%; México con el 35% y Venezuela con el 27%.

En relación con el PIB

El país de la región que más dinero gasta en asuntos militares con respecto a su Producto Interno Bruto (PIB) es Colombia, con el 3,7%, dos décimas más que Chile, que ocupa el segundo puesto por delante de Ecuador con el 2,8%; Brasil con el 1,5%; Venezuela con el 1,4% y Uruguay con el 1,3%.

Y aunque no hayan guerras santas ni disputas territoriales como en Medio Oriente, el continente que más invirtió en armamento en el 2009 fue América, debido, también, a la suma de Estados Unidos, que aportó con 661.000 millones, que representa el 43% del total mundial; una verdadera potencia bélica.

Norteamérica, entre EUA y Canadá, suman 680.000 millones del total de 738.000 millones del continente americano. América Central, incluyendo la zona insular, gastó 5.600 millones de dólares en el 2009; mientras que Sudamérica contribuyó 51.800 millones.

Y aún nos preguntamos por qué tantos terremotos, hambre, desolación y muertes. ¿Acaso la vida humana está por debajo de los intereses bélicos de cada gobernante? ¿Para qué se prepara el mundo con tanta inversión en la guerra? ¿Dónde queda la política social de cada región?